PORTAVELAS DE HIELO PARA NAVIDAD

A veces me comporto como un verdadero Grinch pero se me pasa rápido cuando miro en Pinterest esas fotos de mesas bonitas llenas de adornos de navidad. Como es normal por esta época fansaseamos con una decoración de revista y hacemos acopio de manjares para preparar la cena más especial del año.
Hasta en navidad, al final siempre tiendo a lo mínimo. Me gustan las mesas sencillas donde destaque solo el color de los alimentos. El mantel blanco y los elementos de cristal aportan serenidad y elegancia sin ser demasiado pesados. El contrapunto cálido lo ponen unas tablas de madera a modo de bandejas, que acompaño con unas piñas y unas ramas de olivo o abeto, sin ser excesivos. Y para acabar algún toquecito rojo que podrían ser una bayas si estuviésemos en escandinavia, pero en mi caso van a ser las senvilletas de papel y la mermelada de arándanos rojos de Ikea. Además he encontrado estos portavelas de hielo que puedes hacer tú mismo unos días antes de noche buena. ¿Quieres saber cómo?

Solo necesitas un par de recipientes de plástico de distinto tamaño y unas ramas de pino o brezo. Llena de agua el bol más grande a la mitad y sumerge las ramitas acomodándolas bien en el interior. Luego coloca el bol pequeño en el centro y pon algo de peso dentro para evitar que flote. Déjalo un día entero en el congelador. Para desmoldarlo solo tienes que sumergirlo en agua hirviendo y los recipientes se despegaran. Coloca una vela y disfruta de estos efímeros portavelas.

¡Felices fiestas!







Visto en bo-bedre.no + fotos de Bjørn Johan Stenersen.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

INSTAGRAM